« Principal/Lo último publicado | Cartero Motorilo y a mucha honra :-) » | ...pues no velar es summo desatino, viendo pelar l... » | Concentración 16 de Febrero - Cibeles » | El Parlamento Europeo aprueba la directiva sobre l... » | Liberalización: dudas y cava » | Subcontratación Tecnológica Postal » | Tiempos de tribulación (Enero '08) » | Cría buena fama y échate a dormir » | Ni quito ni pongo rey, pero ayudo a mi Sra. Álvare... » | CTA en Glasgow-acumulación en Navidad »

El SMS certificado, enemigo con el Email certificado al Burofax

.







.

"Le comunicamos que su solicitud de microcrédito para mujeres emprendedoras ha sido aceptada. En breve le comunicaremos la fecha de firma del convenio. (SMS CERTIFICADO). Este es el texto del primer SMS certificado de España que el Ayuntamiento de Lérida ha enviado a una ciudadana que había solicitado un microcrédito.

"La ley habla de una notificación fehaciente, y este sistema permite saber a través de un tercero que se ha entregado un mensaje, qué día y a qué hora"


¿Cómo funciona?
El sistema de Lleida.net es bastante sencillo de utilizar. En primer lugar hay que darse de alta en su página web en la sección del SMS virtual, que sirve para enviar mensajes cortos desde el ordenador. Una vez registrado, el usuario escribe el mensaje y marca la casilla de certificado al enviarlo.

El SMS pasa por Lleida.net, que tiene una red propia de mensajería SMS que interconecta con todos los operadores, de modo que sabe cuándo el mensaje ha llegado a su destinatario.

Entonces Lleida.net genera un certificado en PDF en el que se dice que el mensaje ha sido recibido, y Camerfirma, que es una autoridad certificadora oficial, ofrece el sello del tiempo en el que se dice el día y la hora. El hecho de tener dos certificadores hace que se cumpla rigurosamente con las exigencias legales.


.

Vaya vaya con el edil leridano...va a ser cosa de enterarse porque es el primero en todo y todo...que ya son casualidades...¿tendrá información privilegiada?


;-)

lne.es / Asturias /
09.02.08


Correos garantiza los envíos pese al cambio de nombre en las calles

La ley de la Memoria Histórica no obligará a los vecinos a modificar su DNI ni su permiso de conducir

David Orihuela

El cambio en la denominación de las calles por la aplicación de la ley de la Memoria Histórica que obliga a eliminar del callejero toda alusión al franquismo no supondrá, en principio, inconveniente para los vecinos afectados. Así lo ratifican en la Delegación del Gobierno en Asturias y en la delegación de Correos en Oviedo.

Correos efectuará un «mailing», un envío de correo, masivo, en colaboración con el Ayuntamiento de Oviedo para informar a los vecinos afectados del cambio en el nombre de sus calles. Según fuentes de la sociedad estatal de Correos y Telégrafos, después de ese correo masivo se abrirá un plazo de adaptación en el que convivirán los dos nombres de la calle, el nuevo y el viejo. Ese período no tiene una duración concreta, ya que dependerá de la evolución que Correos observe en cada caso.

De todos modos, una vez que sólo se utilice la nueva nomenclatura, «los carteros, que conocen perfectamente la ciudad, seguirán entregando los envíos aunque la dirección que figure en el sobre sea la antigua», mantienen desde el organismo.

Este procedimiento no se ha puesto en marcha específicamente con motivo de la ley de la Memoria Histórica sino que es una acción habitual cuando se cambia el nombre de una calle, aunque en este caso afecte a varias vías. Así en Correos aseguran que «no va a haber ningún problema» e indican que hay muchos lugares donde se mantiene la doble dirección desde hace tiempo.

En cuanto a los cambios en la documentación de los vecinos, el DNI o los permisos de conducir, no habrá necesidad de modificarlos, según aclaran en Delegación de Gobierno y en la oficina del DNI de la Policía Nacional en Oviedo.

Los vecinos no tendrán que cambiar estos documentos «porque no hay cambio de domicilio», argumentan en Delegación del Gobierno. En la oficina del DNI de Oviedo aclaran que por el momento no han recibido ninguna comunicación especial al respecto, pero también entienden que la modificación no debe ser obligatoria.
En cuanto a las escrituras o los títulos de propiedad de las viviendas o de empresas tampoco será necesario acudir al Registro de la Propiedad ni al Mercantil para modificar los datos una vez que el cambio en el nombre de la calle sea una realidad. Fuentes jurídicas aseguran que los cambios se producirán cuando sea preciso realizar una modificación en esos documentos, es decir, si hay una venta de un piso de la calle Diecinueve de Julio un año después de que el Ayuntamiento cambie el nombre, será en ese momento cuando en el Registro de la Propiedad se aproveche la ocasión para anotar el nuevo nombre de la calle. Éste es el procedimiento habitual que se realiza cuando hay algún tipo de modificaciones en el callejero, no sólo en el cambio de nombre de una vía determinada, sino también cuando cambia la numeración de una calle.
La comisión nombrada por el alcalde de Oviedo, Gabino de Lorenzo, para decidir los nombres que desaparecerán del callejero ovetense ya ha acordado eliminar las nomenclaturas de Capitán Almeida, Teniente Coronel Teijeiro y Diecinueve de Julio.

lasprovincias.es / Valencia /
09.02.08


Canet d'en Berenguer

El Ayuntamiento presentará una queja a Correos

Los concejales aprueban una moción contra las "deficiencias" del servicio público

C. M. R.


El pleno de Canet d'En Berenguer aprobó por mayoría absoluta en el pleno extraordinario del pasado jueves formalizar oficialmente una queja a Correos.

De este modo, el Consistorio canetero elevará a la Sociedad Estatal de Correos y Telégrafos una protesta por el "mal servicio" que esta empresa de capital 100% público presta en esta localidad.

Y es que esta crítica es una queja histórica por parte de los vecinos de Canet, sobre todo por los que viven cerca de la playa que asisten a retrasos en las entregas de cartas y paquetes.

Con el apoyo unánime de todos los concejales de la Corporación, Canet inicia un camino para lograr que, de una vez por todas, que el servicio de esta empresa "sea constante y eficiente en todos los barrios de la localidad".

Esta queja pone por fin una esperanza a esta reivindicación de los vecinos de Canet que durante años han padecido el funcionamiento de Correos que según la moción presentada de urgencia en el pleno extraordinario del jueves, va en declive.


Más casos
No obstante, esta no es la primera vez que algún municipio del Camp de Morvedre formaliza oficialmente una queja para mostrar su malestar ante esta empresa pública que, en la mayoría de casos, recibe numerosas quejas por el retraso denunciado por vecinos de la comarca en los últimos años.

Es el caso, sin ir más lejos, de Quart de les Valls. En 2006 el pleno municipal reprochó el servicio ofrecido por la Sociedad Estatal de Correos y Telégrafos. Unas semanas más tarde, la distribución de cartas y paquetes se había normalizado.

Con todo, desde Canet y el resto de municipios del Camp de Morvedre se insta a esta empresa pública a esmerarse en el servicio que, a pesar de los tiempos de las nuevas tecnologías, sigue siendo muy necesario para sectores, comerciantes y empresarios que utilizan a diario este servicio de mensajería.

Aún así, es histórica la reivindicación por parte de todos los apartados de la economía, así como de los comerciantes y las asociaciones de consumidores comarcales de que se incremente el número de agentes de Correos, así como de repartidores en los 16 municipios para mejorar el servicio.

EFE
lasprovincias.es / Valencia /
08.02.08



UGT denuncia más de 100 deficiencias en materia de seguridad y salud en las oficinas de Correos de Valencia

Problemas relacionados con la ergonomía, la utilización de oficinas como aparcamiento de motos, el bloqueo de los accesos de emergencia...


El sector postal de UGT-PV ha presentado hoy ante la Inspección de Trabajo y Seguridad Social un total de 103 denuncias de deficiencias en materia de seguridad y salud en diversas oficinas de correos de la Comunitat Valenciana, han informado fuentes del sindicato.
Esas deficiencias "ponen de manifiesto la dejadez de la presidencia de Correos en la política de prevención" de riesgos laborales, según un comunicado de la Federación de Servicios Públicos del sindicato, que reivindican una mayor responsabilidad en esta cuestión.
UGT ha denunciado deficiencias relacionadas con la ergonomía, la utilización de las oficinas como aparcamiento de motos, el bloqueo de los accesos de emergencia, la inexistencia de vestuarios para mujeres y hombres separados y el "estrés térmico" en el personal que trabaja en los muelles, entre otras.

marketingdirecto.com
10.02.08

Nota de Prensa:


TAPSA INICIA LA CAMPAÑA DE CORREOS

La nueva campaña está destinada a la promoción de los servicios más importantes de Correos: Burofax, Postal Exprés, Paquetería y Envío de Dinero. A éstos se sumará, en una segunda etapa, la comunicación sobre la nueva Oficina Virtual. Tapsa ha realizado radio, gráfica y un spot específico para cada uno de estos servicios, así como una creatividad genérica para exterior. Los anuncios de televisión tienen una duración de diez segundos.

La campaña en televisión comenzó el pasado 18 de enero y tiene una duración de 2 semanas. La agencia de medios es CICM.

Tapsa se hizo con la cuenta de correos en diciembre de 2007 tras superar con éxito un concurso de agencias. El "claim" de la campaña, "Correos, tu mejor opción", persigue la notoriedad y el apoyo a los productos y servicios.

lasprovincias.es / Valencia /
10.02.08


Vecinos de San Antonio que viven junto a Correos tardan 15 días en recibir cartas

El Ayuntamiento denuncia que hay retrasos de hasta un mes en el envío postal

J. A. Z.

El Ayuntamiento de San Antonio de Benagéber ya no puede más, la situación del servicio de Correos con retrasos de hasta un mes en la entrega de cartas desde poblaciones a las que se llegaría en un cuarto de hora en coche ha colmado el vaso de la paciencia. El Consistorio ha elevado una queja formal a la compañía ante "los graves perjuicios y el caos absoluto que este servicio está provocando entre los vecinos de nuestra población".

Los responsables municipales están "cansados" de las justificaciones de la compañía, a la que advierten de que ya no valen excusas para esta situación "insostenible".

Correos, según señalaron fuentes municipales, asegura que no puede repartir las cartas con regularidad porque ha viviendas que no tienen buzones o que hay calles sin asfaltar.

Pero esto ya no vale para las autoridades locales que, ya cansadas, afirman que esto no es cierto ya que hay "muy pocas calles en alguna urbanización, que están en el campo, sin asfaltar pero que son perfectamente transitables ya que sus vecinos las usan todos los días".

Y es que estos retrasos en la entrega de las cartas no se da exclusivamente en las urbanizaciones. La única farmacia local, en el centro del núcleo urbano, "recibe el correo cada 15 ó 20 días", igual que el resto de vecinos del municipio.


Excesivo
La situación es insostenible. Y es que se está dando el caso extremo de que personas que tienen sus domicilios a solamente 200 metros de las oficinas de Correos tardan la friolera de hasta 15 días en recibir sus cartas. Algo que llega a desesperar a los residentes de esta zona y del resto de la población.

Los perjuicios de estos retrasos son muchos y variados, pero los vecinos se quejan sobre todo por los relacionados con los bancos. Las facturas llegan tarde e incluso ha habido casos de vecinos que tuvieran que pagar algún recargo, aunque han sido situaciones puntuales.

El caos es tal que algunas asociaciones de vecinos han instado hasta al Defensor del Pueblo a intervenir en esta "injustificable" situación que "nos está provocando tener problemas con los bancos, ya que recibimos la correspondencia que nos envían muy tarde, no llegamos a saber cómo tenemos nuestras cuentas e incluso nos devuelven recibos importantes".

Los perjuicios para los residentes en San Antonio de Benagéber es tal que hay hasta una demanda por perjuicios patrimoniales en marcha en la actualidad. Los vecinos ya no aguantan más y exigen soluciones para revertir todos los inconvenientes que están sufriendo en estos momentos y que les están causando muchos quebraderos de cabeza.

Pero no solamente los vecinos están preocupados. Esta misma semana, el alcalde de la población de Camp de Túria, Eugenio Cañizares, ha enviado un escrito al Defensor del Pueblo.


Falta de personal
En su escrito, por correo electrónico para que llegue correctamente, la primera autoridad le indica "la necesidad de su intervención para resolver este negligente servicio que, a mi juicio, responde a la falta de personal y a la temporalidad del mismo, lo que les lleva a no conocer el término".

La máxima autoridad municipal recordó la buena disposición que existe por parte del Ayuntamiento de San Antonio de Benagéber a colaborar con Correos para resolver esta situación lo antes que fuera posible. Incluso, recordó Cañizares, "les hemos cedido el local que ocupan de forma gratuita para que puedan desarrollar su servicio público en condiciones, pero parece ser que ni valoran esta circunstancia", concluyó el alcalde.

lasprovincias.es / Valencia /
10.02.08



Los residentes en el Camp de Túria llevan años enfrentados a Correos por los retardos


La situación que padecen los vecinos de San Antonio de Benagéber no es, ni mucho menos, nueva ni tampoco un hecho puntual. La realidad es que los residentes en la comarca del Camp de Túria llevan ya años enfrentados con Correos debido a los retrasos en la llegada de las cartas.

Las misivas tardan una media de dos semanas en llegar a su destino, y eso que no provienen de lugares que pudieran estar lejos como los Estados Unidos o Perú, sino de puntos tan cercanos como la vecina población de Paterna. Y todos están ya cansados.

Comercios y viviendas particulares de Bétera, L'Eliana y San Antonio de Benagéber reciben las cartas cada diez días. En otras localidades, como Llíria, La Pobla de Vallbona o Benaguasil, el servicio de Correos funciona correctamente en el casco urbano, según afirmaron fuentes municipales.

No ocurre lo mismo en las zonas residenciales de esos municipios donde, en algunos casos, el servicio postal no llega a los domicilios y los destinatarios deben recoger su correspondencia en la estafeta de Correos porque esperar más podría acarrearles algún problema, sobre todo si son cartas del banco.

En estas localidades, las urbanizaciones suelen ser grupos de viviendas diseminados, algunos de los cuales están en proceso de ser dotados de servicios.

Los Ayuntamientos de la comarca están en conversaciones con la empresa postal. Algunos de ellos, incluso, han suscrito convenios en los que Correos se compromete a mejorar el servicio. A cambio, estas urbanizaciones deben colocar los buzones de todas las viviendas agrupados en un punto del núcleo residencial. Pero parece que tampoco está siendo la solución.

La empresa postal ha tratado de extrapolar esta medida a localidades con las urbanizaciones consolidadas desde hace años, como L'Eliana. Los vecinos se han negado en rotundo, al mismo tiempo que reiteran el mal servicio de Correos y critican el caos en la entrega de las cartas.

Desde hace tras años, las agrupaciones más representativas de San Antonio de Benagéber (las de las urbanizaciones Montesano, Colinas y Cumbres) mantienen un pulso con Correos . Fuentes de esas asociaciones matizaron que desde hace algunos meses se han desmarcado del Ayuntamiento de la localidad.

Se han reunido con el propio Consistorio, con la empresa y con representantes del Ministerio de Fomento, responsable de supervisar el funcionamiento del servicio postal. Su único objetivo es el de intentar lograr una solución que facilite que las cartas lleguen a su destino en el tiempo debido.

lne.es / Asturias /
10.02.08


Correos, kaputt

Eugenio Suárez

Comprobamos, con impotente melancolía, el final del servicio de Correos, que se va esfumando como un azucarillo en té caliente. En las brumas del pasado, los jinetes reventando caballos, el refresco en la casa de postas del camino, el mensaje que llega a la mano de su destinatario. Luego, la odisea del Nuevo Mundo, los vapores que tardaban varios meses en llegar de las remotas Filipinas y la conquista, poco a poco, del derecho a enviar noticias y recibirlas, dando lugar al servicio de Correos, que fue un buen negocio para las monarquías, que se apresuraron a convertirlo en un suculento monopolio. Antes incluso del servicio fue el hábito de la correspondencia y no otra cosa representaron los poetas errabundos de la Grecia y la Roma de los filósofos, que escribían para ser leídos lejos de su ámbito. Alguien tenía que llevar los mensajes, igual que los reproches y solicitudes amorosas en los escasos tiempos pacíficos.
Con el ferrocarril llegó la apoteosis de la correspondencia. Y con la tupida red del Cuerpo de Correos, que misteriosamente garantizaba el buen fin de toda misiva, alcanzando la protección de la ley su inviolabilidad.
En el último eslabón estaba el cartero, una figura heroica, indispensable. En la capital del reino, su ciudad vaticana, en la plaza de Cibeles, con un enorme edificio, que la gente recibió primeramente con el desdén con que ante lo nuevo se pronuncia siempre el español: «Nuestra Señora de las Comunicaciones» llamaron al lugar, que fue perdiendo fealdad para incorporarse a la fisonomía madrileña. En cierta ocasión, intentando rescatar un documento extraviado, me perdí entre sus vericuetos y tardé más de dos horas en salir a la luz del día.
Hoy han cambiado las cosas. Ni en las grandes ciudades ni en las pequeñas se rinde consideración a la mensajería particular. Donde había mucha afluencia, «se cantaban» las direcciones difíciles, por si alguno de los empleados conocía la extraña dirección escondida en un arrabal. Las grandes construcciones y la paulatina desaparición de los porteros y conserjes dieron lugar al buzón de cada vecino, donde se depositan, sin excesivo celo, las tarjetas y sobres. Hace años que ningún cartero sube ocho ni seis ni dos pisos para entregar una carta ordinaria. Se pulsa el botón, aleatoriamente y si nadie contesta, dejan el resguardo del certificado, para recoger en la central o la oficina, en el mejor de los casos.

Aquello funcionó -y muy bien- durante mucho tiempo. El anecdotario enorgullecía al cuerpo de Correos, capaz de localizar, sin apenas datos, al emigrante definido en el sobre como «Para mi hijo, que vive en casa de la Juana». Pues llegaba. Recuerdo una deliciosa viñeta del gran dibujante italiano Novello, que vivió en la mitad del siglo pasado. Representaba un paisaje nevado, en medio de una fuerte ventisca. Encorvado contra en viento del Norte se encaminaba el valeroso cartero para depositar, por Navidad, un «christmas» que decía: «Besitos de tía Claudia». Eso se ha terminado.

El Ministerio de Fomento, que tanta popularidad ha adquirido en estos últimos tiempos, ha decretado el fin de la entrega de cartas situadas a más de 250 metros de la vía pública, donde quienes deseen recibir cartas deberán instalar un buzón comunitario o personal. ¡Ni un paso más allá de donde llegue la moto por ruta asfaltada!

Probablemente la raíz del problema esté en la inadecuada provisión salarial de los carteros y las facilidades que debería exigir esa cosa para nosotros tan extraña que se llama «servicio público». El fax está dando las boqueadas, el correo electrónico se impone y la Administración desdeña un final airoso y digno para una regalía que supuso enormes beneficios. En el palacio de Correos madrileño se ha instalado el controvertido alcalde, Ruiz- Gallardón, porque las docenas de oficinas municipales y la propia Alcaldía le venían estrechas. ¿Correos?: ¡kaputt!

laregion.es / Orense /
10.02.08


Los ’buzones comunitarios’ ya funcionan en los pueblos portugueses de la ’raia’

Cada vecino tiene un casillero identificado con un número en Correos


Las cartas ya no se reparten a domicilio desde hace una década en los pueblos portugueses de la ’raia’.

El cartero las deja en ’buzones comunitarios’ que las distintas cámaras municipales construyeron en la entrada de la mayoría de las localidades. Cada vecino tiene su propio buzón con un número asignado por Correos, que debe figurar en la dirección postal.

El sistema de reparto de cartas en ’buzones comunitarios’ ya está implantado desde hace diez años en todos los pueblos portugueses de la ’raia’. Las distintas cámaras municipales en colaboración con Correos construyeron un pequeño edificio en el que cada familia tiene asignado un casillero, donde el cartero le deja la correspondencia. ’Es como tener un apartado de correos en el propio edificio de la empresa, sólo que está en el pueblo’, explica Xosé Gonçalves, un vecino de Vilar de Perdices, localidad limítrofe con Cualedro. Este vecino está satisfecho con el servicio. ’La única pega es que hay días que no recibimos correo, no viene el cartero’, añade.

El inmueble es una especie de habitación sin ventanas, en la que sólo entra el personal autorizado de Correos para depositar las misivas en cada uno de los buzones. Cada vecino tiene la llave del suyo y no hay lugar a confusiones, tanto para el cartero como para los usuarios.

Los técnicos de Correos y la Cámara Municipal, antes de instalar los buzones, contaron los vecinos y realizaron un estudio sobre las expectativas de futuro, si la población podría aumentar. Así, en cada localidad hay entre 10 y 20 buzones de más.

Peireces da Chá es una localidad de Montalegre. Los buzones comunitarios están a la entrada del casco urbano, identificados con números que van del 1 al 99. Cada vecino tiene un número. El cartero, como lleva mucho tiempo repartiendo, ya sabe cuál es el de cada familia, pero para que no haya pérdidas de cartas, el número de buzón debe figurar en la dirección postal’, comenta un residente, recordando que cuando dan la dirección postal ya suelen incluir ’el número de buzón, un código postal más’, añade. Las cartas certificadas deben recogerlas en las oficinas de Correos después de que el cartero le dejara el aviso en el buzón. Eso sí, la puesta en funcionamiento de este servicio redujo el número de carteros. ’Los cuatro que quedamos en Montalegre tenemos zonas de reparto amplias, recorremos hasta 300 kilómetros al día’, dijo uno de los profesionales.

lne.es/secciones / Asturias /
11.02.08


De buzón a buzón, un largo viaje

El centro de tratamiento automatizado de Llanera recibe cada día una media de 800.000 cartas para repartir por Asturias, León y Cantabria

Patricia Martínez

El camino de una carta desde que es depositada en el buzón hasta que el cartero la entrega al destinatario incluye un desconocido itinerario, una cadena que se coordina bajo el logo azul y amarillo de Correos para mantener una forma de comunicación todavía en uso a pesar del desarrollo de las tecnologías de la información. El centro de tratamiento automatizado (CTA) de Llanera es uno de los 17 que hay en España y gestiona el correo de la zona 10, que incluye Asturias, León y Cantabria. Estas tres regiones producen y reciben al día una media de 800.000 cartas, cifra que puede aumentar hasta el millón y medio en fechas señaladas, como Navidades o algunas campañas. Todo este correo cruza las puertas de entrada y de salida de la CTA de Llanera, en ciclos automatizados en un 90 por ciento.

El viaje comienza cuando los trabajadores de Correos recogen las cartas en las oficinas o en los buzones y los transportan hasta Llanera, donde cada una seguirá un curso diferente, según su tamaño y formato, la legibilidad de la dirección o sus condiciones especiales de prioridad. El correo de pequeño tamaño atraviesa una de las dos máquinas de reconocimiento óptico de caracteres, que lee la dirección, la identifica y envía la carta a uno de los casilleros, donde queda clasificada por distrito o código postal. Durante los 14 segundos que la carta se marea en la cinta mientras el lector óptico identifica el código postal, varios empleados están en la sala de vídeo, tecleando aquellos que la máquina no ha leído bien. «Muchos usuarios no se saben su código postal, y es necesario que lo pongan bien; es muy útil para clasificar las cartas y deja un margen de error muy pequeño, porque con el código llega seguro al distrito postal, y allí sabrán dirigir la carta», señala Óscar Iglesias, coordinador de los centros de tratamiento de la zona 10.
La mecanización puede agilizar aún más el proceso. Otra parte de cartas, llenas en su mayoría de notificaciones bancarias e impresos publicitarios y a las que se les pone una especie de código de barras, va a un segundo aparato que realiza una clasificación más profunda. Deriva las cartas a la sección de reparto de cada cartero, que recibe una bandeja con el correo de su ruta ordenado.
Las cartas con un formato más pesado son clasificadas por otra máquina, que admite «un grosor de hasta 4 centímetros, pero hay cartas que conviene más tratarlas manualmente porque las averías se disparan», explica Iglesias. Los productos postales que llegan con errores en la dirección, partes metálicas, aristas puntiagudas o formatos raros, así como el correo difícil de tratar automáticamente, se tratan de forma manual. Esto supone entre el 10 y el 15 por ciento del volumen total y «cada vez un porcentaje menor; ahora casi todo lo hacen las máquinas», explica Antonio Márquez, jefe de unidad del CTA de Llanera. Son 20 los empleados que entre los tres turnos trabajan en el centro.
Además de las máquinas de clasificación, Correos ha apostado por la tecnología de identificación por radiofrecuencia, que identifica objetos a distancia sin necesidad de contacto, ni si quiera visual. Este sistema permite, a través de una etiqueta electrónica, saber los datos de fecha, hora y número del identificador de un producto postal concreto. Este dispositivo controla la entrada y la salida de las cartas, ayudando así a «corregir posibles errores en el proceso», explica Iglesias.

El correo nacional sale por la tarde en avión y por carretera; el que tiene como destino León y Cantabria sale -«se lanza», como nombra el argot- de madrugada; y el provincial, a primerísima hora de la mañana. «Lo último que sale es Oviedo, porque es lo que más cerca nos queda», relata Iglesias. Del centro de tratamiento el correo es conducido a la ruta del cartero, a las oficinas postales o a otra CTA como la de Llanera. El periplo de la carta finaliza cuando se entrega a su destinatario y comunica sus buenas o malas noticias.

La Gaceta de los Negocios
11.02.08



Trabajo tendrá en cuenta a las ETT y a la movilidad geográfica para frenar el paro

El Gobierno prevé aprobar el día 15un plan para reinsertar laboralmente a los parados de la construcción. Eliminar el veto en el sector constructor a las ETT facilitaría la creación de 80.000 nuevos empleos.

Enrique Morales

Las Empresas de Trabajo Temporal (ETT), cada vez más conocidas como agencias privadas de empleo, se han ganado a pulso un papel relevante en el mercado laboral y el reconocimiento de empresas públicas y privadas y los sindicatos.

Sin embargo, siguen vetadas en sectores como la construcción y las administraciones públicas, una situación con la que el Gobierno está dispuesto a acabar y más ahora con un mercado de trabajo en pleno declive.

Después de unos duros comienzos, en los que las centrales sindicales centraron sus críticas en las ETT, como responsables de la precariedad y la temporalidad laboral, los hechos y el tiempo han provocado un cambio radical en la concepción sindical y general de estas agencias. Los sindicatos son ahora firmes defensores de éstas, que han demostrado menor precariedad, más productividad y formación y menos desempleo en los sectores que trabajan.

Papel en la industria

La industria es el ejemplo claro. Según Agett, patronal de las grandes agencias privadas de empleo, en la industria, en la que ocho de cada diez contratos temporales pasan por las ETT, la precariedad, la siniestralidad es mucho menor que el resto de los sectores, en los que las ETT participan de media en el 16% de la contratación eventual. Mientras, la formación, en las que las ETT invierten un 1,25% de su masa salarial , y la productividad son mucho mayores en la industria que en la construcción, un sector en el que, de momento, las agencias privadas están fuera.

Con este balance, el Gobierno está decidido a incrementar la participación de las ETT —que mueven 750.000 contratos anuales—en el mercado laboral y facilitar su entrada en los sectores prohibidos.

El secretario general de Empleo, Antonio González, ha insistido en la necesidad de acabar con los vetos que tienen estas empresas en determinados sectores productivos y como objetivo ha quedado plasmado en diversos acuerdos de negociación colectiva, en los que se aboga por una mayor participación de las agencias en la intermediación laboral.

Pero la espectacular desaceleración del empleo, sobre todo en la construcción, ha hecho que el Gobierno esté decidido a poner en marcha medidas concretas que afectan a las ETT y al sector inmobiliario. El ministro Caldera y Antonio González han anunciado que el próximo viernes 15, el Gobierno prevé aprobar un Plan para reinsertar a los parados del sector inmobiliario. Antes de llevarlo al Consejo de Ministros, se discutirán con los sindicatos, pero entre otras cuestiones se prevé un impulso de la movilidad geográfica —para ajustar la oferta y la demanda— y echar mano de las ETT para que intermedien en el mercado.

El papel que juegen puede ser determinante. Así, según un estudio de la Confederación de Agencias Privadas de Empleo (Eurociett), realizado por la consultora Bain, la eliminación de las restricciones de las ETT para trabajar en la construcción en España supondría la creación de 79.211 nuevos empleos en el sector en los próximos cinco años.

El informe destaca también que la eliminación selectiva de trabas a las ETT en Francia, Reino Unido, Holanda, Alemania, Bélgica y España supondría un ahorro de 3,6 billones de euros por reducción en las prestaciones de paro y de 8,9 billones por ingresos fiscales.

Para Francisco Aranda, presidente de Agett, resulta evidente, a través del estudio, que la eliminación selectiva en España de restricciones injustificadas y únicas en Europa ayudaría a mejorar la situación del mercado laboral español y a ahorrar recursos públicos”

EUROPA PRESS
11.02.08

Fomento abrirá la próxima semana un nuevo tramo de la autovía Córdoba-Málaga

La ministra del ramo, Magdalena Álvarez, ha garantizado que la nueva vía estará terminada este año. Ha recordado que sólo quedan dos tramos en ejecución


La ministra de Fomento, Magdalena Álvarez, ha asegurado hoy que la autovía Córdoba-Antequera estará finalizada este año a pesar de que aún quedan dos tramos pendientes por diferentes motivos. No obstante, recordó que el próximo día 18 de febrero se pondrá en servicio el trayecto entre Antequera y Benamejí (Córdoba).

Alvarez, que visitó hoy la reforma de la oficina de Correos del municipio malagueño de Torremolinos, opinó que durante esta legislatura se le ha dado "un impulso impresionante a la autovía Antequera-Córdoba".

Así, explicó que aún quedan pendientes dos tramos, que reiteró que se irán terminando a lo largo del año, debido a motivos geotécnicos uno, y porque se han encontrado seis yacimientos arqueológicos en otro.


Comienza la campaña

Por otro lado, la ministra al ser preguntada por la campaña, que comienza el próximo 22 de febrero, aseguró estar afrontándola con "mucha ilusión" y opinó que "como diputada y ministra" ha hecho "muchas cosas que Málaga necesitaba", otras las han iniciado y otras se iniciarán en la siguiente legislatura siempre que los malagueños les voten.
"Cuando estemos en campaña será el momento de hacer un balance y que los ciudadanos decidan que es lo que quieren para el futuro de Málaga", concretó. No obstante, reiteró tener "ilusión y muchas esperanzas" puestas en esta campaña, y aseguró no sentirse "cansada, como muchos piensan", ya que alegó tener "motivos" que le sirven de "alicientes" en la campaña.
Por último, esperó que la campaña sea "ilusionante y de proyectos". "Será bonita y lo vamos a pasar todos muy bien, ya que por eso se hace una campaña, para ilusionar a la gente", comunicó finalmente.

:-)

lacronica.net / Guadalajara /
11.02.08


Cosas de Almonacid
Sofía Sémper Díaz
11/02/2008

¿Cómo es posible en el año 2008 que en Almonacid de Zorita no exista oficina de Correos por cierre de la que había mientras se está pensando en gastar lo que tienen en un polideportivo con piscina cubierta?

¿No hay dinero suficiente para mantener una oficina de Correos? y sí lo hay para construir una piscina y llenarla de agua donde no nadará nadie.

¿Para qué necesita el ayuntamiento de Almonacíd tanto empleado? ¿No se podría dedicar una de las cientos de secretarias a repartir correspondencia y administrar la oficina de Correos ya que mes a mes cobra un sueldo?

¿Donde ha ido a parar el dinero que había?¿En qué se ha invertido tanto dinero recibido de la Central Nuclear?

¿Por qué se publica lo que se ha invertido pero no se adjunta en el listado ni una sola factura?

¿Por qué Almonacid de Zorita no le importa a nadie?

Un saludo

Sofía Sémper Díaz (Nacida en Almonacid de Zorita)

20minutos.es / Alicante /
11.02.08


En Alicante hay un buzón cada 14,9 calles

L.Girba

En la ciudad se mantinen unos 100 postes de recogida de correo desde hace 30 años.Sólo los cambian de sitio.

A pesar de su llamativo color y su gran tamaño, no es demasiado fácil encontrar un buzón de correos en Alicante. Y es que los alicantinos deben caminar 14,9 calles, de media, para encontrar uno de los 100 buzones que hay repartidos por toda la ciudad.

Así, cada uno da servicio a 3.200 ciudadanos, una dotación insuficiente para muchos usuarios. Portavoces del personal de este departamento de CC OO achacan esas cifras a que «Correos piensa sólo en sus grandes clientes, como las empresas, y no en los ciudadanos».

Según fuentes sindicales, la ciudad crece a un ritmo muy rápido, pero no se instalan suficientes buzones y así, hay «prácticamente el mismo número de buzones que hace 30 años, cuando sólo tenía 180.000 habitantes». Y aunque se mantiene casi el mismo número en ese tiempo, «tampoco se han instalado muchos más» y, simplemente, «los van cambiando de ubicación».

En las demás localidades de la provincia, Correos tiene operativos 870 buzones.

Sin embargo, la entidad parece apostar por las oficinas de atención al público, pues en los últimos años el número de estafetas «se ha duplicado», y ya hay siete repartidas por toda la ciudad.

217 millones de envíos
A pesar de que el correo electrónico se utiliza cada vez con más asiduidad, los envíos postales se mantienen, sin caídas ni repuntes.

Desde Correos pronostican que ahora «siguen creciendo», aunque a la larga, es probable que el e-mail sustituya a las tradicionales cartas y paquetes postales.

Para anticiparse a estos cambios, Correos ha habilitado en su web una oficina postal virtual, desde la que se pueden enviar cartas, tarjetas postales, telegramas, giros... como en una oficina.

Para CC OO, el correo electrónico no ha afectado al número de envíos, pues «las cartas personales dejaron de mandarse hace ya muchos años», y éste es el vacío que ha llenado el e-mail. Para ellos, Correos vive de «publicidad y las cartas del banco».

A qué hora pasa el cartero

Correos tiene previsto incorporar a los buzones de la ciudad un sistema de seguimiento informático para las cartas. Así, los funcionarios tendrán información de la hora exacta a la que pasan los carteros en cada punto de recepción, y también de la llegada al Centro de Clasificación Automática. La mecanización permitirá agilizar los procesos necesarios para que las cartas lleguen más rápido.

Publicar un comentario

Comentarios enlazados a este post

Crear un enlace

Archives

Links

eXTReMe Tracker